Embarazos en adolescentes – ¿cómo evitarlos?

Una preocupante proporción (41%) de embarazos a nivel mundial no son planeados ni deseados. Sé que muchos estarán pensando ahorita ¿qué quiero decir con esto? Todos los niños son una bendición y deben ser aceptados y amados. Pero precisamente considerando que todos los niños deben ser aceptados y amados es que hay que comenzar a preocuparse por su bienestar desde antes de concebirlos.

Los padres deben estar preparados psicológica, social y económicamente para recibir a un hijo. Además, deben asegurarse que la salud del bebé sea la mejor posible. Antes de que se produzca el embarazo, los padres deben tomar ciertas precauciones, tales como dejar de fumar y de estar en lugares llenos de humo; la mujer, además, debe tomar multivitaminas, especialmente ácido fólico para prevenir espina bífida u otros trastornos del tubo neural. Ella debe dejar de consumir, o minimizar el consumo, de alcohol y cafeína. También debe revisar qué medicamentos para padecimientos crónicos debe seguir tomando o si debe modificar alguno. Y varias cosas más, incluyendo que los embarazos no sean muy cercanos entre sí; lo óptimo es que se dejen pasar unos 15 meses o más entre un parto y el embarazo siguiente. Dado que la mujer muchas veces no se entera que está embarazada sino hasta pasado un mes o más, estos cambios y precauciones deben tomarse desde el momento en que un embarazo es posible. Siendo realistas, esto sólo se logra si uno planea cuándo se desea lograr un embarazo. A nivel mundial, se calcula que 358,000 mujeres y 3 millones de bebés recién nacidos mueren cada año por complicaciones durante el embarazo o el parto. Muchas de estas complicaciones se evitarían si el embarazo es planeado y si la mujer es evaluada por un médico de manera previa al mismo, para detectar posibles problemas de salud que podrían causar complicaciones.

La situación con chicas adolescentes es aún más delicada, porque sus cuerpos todavía no están lo suficientemente maduros como para sostener un embarazo saludable sin que sus cuerpos lo resientan. No tienen tampoco la madurez emocional ni cognitiva para un embarazo y la crianza de un hijo. Y pueden sufrir consecuencias sociales y económicas serias y duraderas. A nivel mundial, se considera que alrededor de 16 millones de jovencitas (entre 15 y 19 años) dan a luz cada año. De ellas, unas 70,000 mueren a consecuencia de complicaciones, y alrededor de 2 millones de chicas desarrollarán un padecimiento crónico o tendrán una discapacidad a consecuencia de ese embarazo.

Y ¿qué se puede hacer? Una gran parte de los padres de adolescentes prefiere pensar que sus hijas practicarán la abstinencia y esperarán a casarse para tener relaciones sexuales. Otros, además de eso no quieren hablar al respecto con sus hijas ni desean que alguien más les hable sobre control natal. Si los padres se muestran muy intransigentes y reacios a hablar sobre esto con sus hijas, o si tanto en la escuela como en la casa sólo se habla sobre abstinencia y de los castigos que conlleva el tener una vida sexual activa, es probable que esas hijas sencillamente eviten hablar con ellos o sus maestros sobre su vida sexual.

Sin embargo, los hechos demuestran que el hablar sólo de abstinencia y negarse a hablar sobre salud sexual no impide que las adolescentes tengan una vida sexual activa. Y sí están en mayor peligro de tener un embarazo no deseado o planeado, o incluso de padecer enfermedades de transmisión sexual, por falta de conocimiento sobre anticonceptivos y protección contra enfermedades venéreas. Hay también que recordar que el hablar con las adolescentes sobre salud sexual no las estimula ni las obliga a tener una vida sexual activa. En Estados Unidos, los estados en los cuales sólo se enfatiza la abstinencia, considerándosele la única forma de evitar embarazos y enfermedades venéreas, son también los estados con las tasas más altas de embarazos no deseados en adolescentes.

Obviamente existen situaciones en las cuales las chicas se sienten obligadas a tener relaciones sexuales y se requiere apoyo para que estas chicas se sientan amadas y seguras sin depender de la persona que las está presionando para tener relaciones sexuales. Pero habrá otras chicas que deseen tener relaciones sexuales y que lo hagan por su propia voluntad. En ambos casos se requiere  una educación sexual lo más completa posible, y acceso a métodos anticonceptivos seguros.

La Academia Estadounidense de Pediatras recomendó esta semana que las chicas adolescentes usen el dispositivo intrauterino (DIU) o implantes anticonceptivos para evitar embarazos no deseados. Estos métodos ya habían sido recomendados por el Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos desde hace un par de años. Los médicos también han visto que, cuando a una chica se le presentan todas las opciones y se le informa sobre los pros y contras de cada uno, una gran mayoría (72%) elije anticonceptivos de larga duración como el DIU o los implantes, que duran entre 3 y 5 años.

En la ciudad de San Luis, Missouri, se comenzó un programa piloto en 2007, en el cual se ofrecieron anticonceptivos gratis a adolescentes. Podían elegir entre pastillas, DIU o cualquier otro método aprobado por la FDA. A la fecha, han participado más de 9,000 chicas. Muchísimas de ellas eligieron métodos de larga duración como el DIU o implantes, que tienden a ser más efectivos porque no dependen de que la persona sea constante en su uso, como es el caso de las pastillas, que deben tomarse diario a la misma hora. Hoy en día, las chicas que participaron en el programa tienen tasas de embarazo, aborto y partos más bajos que el resto del país. En Colorado han visto la misma respuesta: los embarazos en adolescentes se redujeron en un 40% a partir de que se inició un programa para ofrecer el DIU de forma gratuita.

Quisiera animar a los padres que no desean hablar con sus hijas adolescentes sobre anticonceptivos a que lo hagan, y que permitan que hablen con médicos sobre salud sexual. Hablar sobre ello no impide que sigan enfatizando sus deseos de que sus hijas se abstengan de tener relaciones sexuales hasta el matrimonio, pero se aseguran de que sus hijas sepan cómo protegerse en caso que decidan sí tener una vida sexual activa.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

¿Es necesario que un doctor te diga qué pastilla anticonceptiva usar?

En México y muchos países de Latinoamérica, uno puede ir a la farmacia tranquilamente y comprar pastillas anticonceptivas. En general las mujeres se basan en lo que alguna amiga o familiar le recomienda, la publicidad que ve, alguna que ha usado en el pasado sin problemas, etc. Las ventajas son claras: no se tiene que ir al doctor, tener que esperar a que te den consulta, pagar honorarios. Si además uno considera que en la sociedad Latinoamericana el sexo sigue siendo un tema tan tabú, que una mujer soltera, joven, evita ir abiertamente al ginecólogo, y mucho menos a una consulta sobre salud sexual, el tener acceso libre a las pastillas facilita el que esas mujeres las usen.

Pero entonces ¿por qué en tantos países, especialmente Europa, America del Norte y Australia, se debe llevar receta? La idea principal es que una requiere un asesor. Léase: el doctor ha estudiado ampliamente los efectos secundarios de cada una de las pastillas disponibles y en qué tipo de mujeres (edad, deseo de tener hijos en un futuro, antecedentes familiares de ciertas enfermedades, otras enfermedades en la paciente, etc.) es más probable que se presente.

Mucha de esta información está disponible en internet o por medio de asociaciones y organizaciones especializadas. Una vez que la mujer ha ido al médico para obtener la primera receta y lleva varios meses o años usando una pastilla sin problemas, lo más probable es que el mismo médico le diga que continúe usándola, a menos que haya otro factor de por medio. Hay suficiente información como para que una pueda decidirse por una. Obviamente puede haber problemas, cada pastilla tiene diferentes concentraciones de hormonas o incluso la hormona misma puede variar (tener diferentes formulaciones) y es posible que una te provoque efectos secundarios y otra no. Pero es un poco una adivinanza (o ensayo de prueba y error, por decirlo más científicamente).

En Estados Unidos, que es uno de los países donde se requiere receta para comprar pastillas anticonceptivas, el Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos apoya una propuesta de ley que permitiría la venta sin receta de las pastillas. A pesar que sonaría que los ginecólogos lo menos que desearían ser dar menos consultas y recibir por lo mismo menos honorarios. Pero siendo realistas, muchos de ellos creen que realmente una mujer, que es quien está viviendo los síntomas, puede determinar si se siente bien con una pastilla equis o si prefiere probar otra. Finalmente se sigue a prueba y error. Obviamente, si una mujer desea consultar con el ginecólogo cuál pastilla o cuál método anticonceptivo utilizar, puede acudir al médico sin problemas. Esto, claro, se puede hacer ahora en cualquier país donde actualmente se expiden las pastillas anticonceptivas sin receta.

Les dejo varios enlaces que encontré con información sobre las diferentes marcas de pastillas y sus características. Y las invito a platicar qué opinan sobre la necesidad o no de recetas.

http://prosaludprevencionend.blogspot.com/2012/10/cual-tomas-tu.html

http://es.121doc.net/marcas-de-pildoras-anticonceptivas-tipos.html

http://es.euroclinix.net/pildora-anticonceptiva.html

http://drmauro.com/77-MINIPILDORA.html

http://www.med.nyu.edu/content?ChunkIID=122504

Deja un comentario

Archivado bajo Anticonceptivos

Defectos al nacimiento: ¿Cómo prevenirlos?

En EEUU se ha determinado que los bebés latinos tienen más probabilidades de nacer con defectos congénitos que los bebés de otros grupos étnicos. Se calcula que de cada cuatro bebés que nacen con una anomalía congénita, uno es latino. El nacimiento prematuro es un factor de riesgo importante y se presenta más en niños latinos que en anglosajones (12%  más). En México se estima que un 6% de los bebés nacidos presenta algún tipo de defecto que causará una discapacidad seria, un 25% de los nacidos muestra factores de riesgo (nacimiento prematuro, bajo peso, falta de oxígeno, problemas genéticos) y un 60% de las muertes de bebés menores de un año de edad son debidas a una anomalía congénita.

 

Los defectos al nacimiento tienen una variedad de causas, desde genéticas a medioambientales y relacionadas a la falta de cuidado prenatal adecuado. Los problemas relacionados a la columna vertebral, como la espina bífida, labio leporino y paladar hendido se previenen con la suplementación con ácido fólico. Muchos alimentos ya están enriquecidos con ácido fólico (como los cereales de caja) y hay alimentos relativamente altos en ácido fólico, pero no se considera que se pueda obtener todo lo que requerimos de la dieta, sobre todo para lograr un buen desarrollo fetal. Por eso, se recomienda que las mujeres tomen 400 microgramos adicionales durante los tres meses antes de embarazarse (y varios investigadores recomiendan que el padre también lo hagan). Se debe además consumir (600 microgramos) durante los primeros tres meses del embarazo. Dado que un gran porcentaje de los embarazos no son planeados, la recomendación a nivel poblacional es que todas las mujeres que están en edad reproductiva tomen suplementos de ácido fólico.

 

Igualmente, muchos alimentos (no todos) son ricos en vitaminas y minerales, pero de cualquier forma se recomienda que se consuma un multivitamínico y yodo previo a la concepción y durante el embarazo. Se debe evitar el consumo de alcohol y abstenerse de fumar, desde el momento en que se considera que hay riesgo (o esperanza) de embarazarse.

 

Muchas enfermedades crónicas pueden disminuir seriamente las posibilidades de embarazarse o mantener el embarazo, o la salud del bebé. Entre éstas están el hipotiroidismo y la diabetes. Ambas deben ser controladas y el médico debe dar seguimiento continuo para asegurarse que no haya problemas. La rubeola es una enfermedad adquirida que puede causar abortos espontáneos, nacimiento prematuro, así como malformaciones y problemas del desarrollo del bebé, o inclusive, muerte al nacimiento. Es vital vacunarse contra la rubeola previo al embarazo (no se puede vacunar a embarazadas).

 

Los factores medioambientales que pueden comprometer el embarazo o la salud del bebé incluyen metales pesados, plaguicidas, algunos medicamentos, radiación y radioactividad. Otros factores medioambientales incluyen el calor extremo (como el sauna o vapor), exposición al humo de tabaco. E incluso, el exceso de ejercicio o cargar cosas muy pesadas puede poner en peligro el embarazo. Las mujeres que realizan ejercicio normalmente no deben dejar de hacerlo, pero sí consultar con el médico si tienen que disminuir su ritmo.

 

March of Dimes es una fundación en EEUU que se dedica a mejorar la salud al nacimiento. Les comparto el enlace a su página web en español, vale la pena consultarla.

http://nacersano.marchofdimes.com/

Deja un comentario

Archivado bajo Embarazo, Fertilizacion

El papel de los anticonceptivos en la salud pública

Hace una semana estuve en la reunión anual de la Sociedad para el Estudio de la Reproducción, de la cual soy miembro. Varias ponencias se enfocaron en salud reproductiva, incluyendo el uso de anticonceptivos.

 

Para mucha gente, los anticonceptivos son sinónimo de promiscuidad. Sin embargo, no deberían ser tomados de esa forma: por una parte, muchas de las mujeres que utilizan anticonceptivos lo hacen por razones ajenas al control natal. Por otra, el uso de anticonceptivos en una relación matrimonial apoya a que los embarazos sean planeados y la pareja esté preparada para la llegada de un nuevo miembro a su familia.

 

A nivel de salud pública, los anticonceptivos son un método para evitar la propagación de enfermedades de transmisión sexual, que pueden tener consecuencias muy graves. Por otra, el control de la natalidad es importante: un embarazo no planeado y sin seguimiento médico puede tener consecuencias de salud para el bebé y para la madre;  así como consecuencias sociales, emocionales y económicas para la pareja o para la madre cuando el padre no se responsabiliza.

 

Entre las consecuencias de salud para el bebé está la espina bífida, que se previene mediante el consumo de ácido fólico durante el embarazo y preferentemente desde antes de embarazarse. Si el embarazo no es planeado, es muy probable que la madre no esté consumiendo ácido fólico en las cantidades necesarias, ni otras vitaminas y minerales que apoyan el desarrollo del bebé en útero.

 

Cuando existe acceso efectivo a métodos anticonceptivos, disminuyen la tasa de natalidad y la mortandad perinatal. Al disminuir embarazos no deseados, disminuye asimismo la tasa de abortos inducidos. En países con gran prevalencia de mortandad perinatal o donde el embarazo y parto son factores de riesgos de enfermedades crónicas para la madre es importante que se facilite el acceso a anticonceptivos. Por ejemplo, se vio que cuando se ofreció información de alta calidad sobre anticonceptivos, a la par de los anticonceptivos mismos en las zonas rurales de Bangladesh, disminuyó considerablemente la tasa de natalidad y la mortandad perinatal. El uso de anticonceptivos subió de 5% a 45%.

 

En muchos países desarrollados hay una alta incidencia de embarazos no deseados. En EEUU se estima que la mitad de los nacimientos fueron de embarazos no planeados o deseados (no planeados incluyen los que suceden a “destiempo”). Muchos estudios muestran que los anticonceptivos se subutilizan o se usan de manera errónea. En promedio, las mujeres que usan anticonceptivos orales olvidan consumir cinco píldoras al mes (de 21 que deberían tomar), lo que disminuye considerablemente su efectividad. Muchas mujeres y parejas se basan en métodos de baja efectividad, como el método del ritmo o Billings o el coito interrumpido.

 

Es imperativo que se sigan buscando anticonceptivos de fácil uso y con pocos o ningún efecto secundario. Además, anticonceptivos de doble uso, que incluyan protección contra enfermedades de transmisión sexual. Y se requiere muchísima más información confiable sobre su uso, tipo de acción y efectividad. Los anticonceptivos para hombres son otro tema todavía donde se requiere mucha investigación.

 

¿Usas anticonceptivos? Si no, ¿Por qué no?

Deja un comentario

Archivado bajo Anticonceptivos, Enfermedades de transmision sexual

¿Crees en el alma gemela, o en crecer juntos? – un test

Como decía en mi texto anterior, uno puede creer en que existe un alma gemela y solo una para ti. O puedes creer que no, hay varias personas con las que puedes ser compatible y hay que seguir procurando mantener esa compatibilidad.

 

Éste es un test para ver si crees en la idea del alma gemela (o media naranja) o en el crecer juntos como pareja. Tienes que calificar cada frase del 1-7. El 1 significa que estás completamente en desacuerdo, 4 no estás ni de acuerdo ni en desacuerdo, 7 significa que estás completamente de acuerdo. Luego los sumas. Aquí van:

 

___ 1. Las parejas románticas, o son compatibles, o no.

___ 2. Una relación exitosa más que nada depende de encontrar a una pareja con la que seas compatible desde el inicio.

___ 3. Las parejas están destinadas a ser felices juntas, o no.

___ 4. Las relaciones que no comienzan bien van a fallar.

___ 5. La relación ideal se desarrolla gradualmente, con el tiempo.

___ 6. Una relación exitosa se construye trabajando por ella y resolviendo incompatibilidades.

___ 7. Una relación exitosa más que nada depende de aprender a resolver conflictos con tu pareja.

___ 8. Los retos y obstáculos que enfrenta una pareja puede hacer que su amor sea más fuerte.

___ SUMA

 

¡NO VEAS LOS RESULTADOS HASTA SUMAR!

Para la creencia en el destino, suma las primeras cuatro calificaciones (1-4).

Para creencias en el crecimiento juntos, suma los últimos cuatro puntos (5-8).

 

Explicación:

Destino

1-15 puntos = Bastante escéptico (a) respecto a la existencia de las almas gemelas.

16-19 = Estás en la media

20 y más = Eres un(a) romántico (a) incorregible.

 

Crecimiento juntos:

1-21 = No crees que las relaciones cambien mucho.

22-25 = Estás en la media.

26-28 = Piensas que las parejas pueden lidiar con casi cualquier cosa, si buscan resolver los conflictos bien.

 

La creencia en el destino (alma gemela) y en crecer juntos pueden interactuar para darnos cuatro tipos de formas de vivir una relación. Abajo está una tabla que los describe:

Tabla alma gemela

Deja un comentario

Archivado bajo Sexualidad

El alma gemela… una mala idea

tantos siglos, tantos mundos, tanto espacio…
y coincidir

(Letra de Alberto Escobar, cantada por Silvio Rodríguez)

 

En otro artículo comentaba por qué desde un punto biológico/evolutivo no tiene sentido la idea del alma gemela (desde el punto de vista reproductivo, así que estaba hablando de relación hombre-mujer). Ahora quiero comentar el punto de vista psicológico y por qué el creer en tu alma gemela atenta contra tu felicidad (y este sí aplica para parejas homosexuales también).

 

La idea del alma gemela viene de un discurso de Aristófanes, que dijo que el hombre primitivo tenía “cuatro manos y cuatro pies, una cabeza con dos caras que miran en direcciones opuestas”. Zeus consideró que eso era peligroso y decidió dividirlo en dos, para debilitarlo. Entonces, esas dos mitades se deben buscar para volver a ser uno solo.

 

Cuando comienzas una relación con alguien, la primera fase es la del enamoramiento. En esta etapa, el cerebro funciona como si estuviera drogado. En esta etapa se come mal, se duerme mal y se piensa mal. Es una fase de deseo, también le dicen fase de “luna de miel” en la que las personas realmente pueden pensar en tomar decisiones radicales – que posiblemente lamenten el resto de su vida – y que no le ven defectos a la persona. En esta etapa se produce mucha dopamina y uno se siente eufórico. Esta etapa dura en general sólo unos cuantos meses, lo cual es biológicamente bueno, porque el cuerpo no podría sobrevivirla si durara más. Y obviamente, es donde terminan las películas de Hollywood y los cuentos de hadas.

 

Al acabarse el enamoramiento, es cuando pueden comenzar los problemas serios. El problema que causaría el creer en la media naranja, si uno cree que “o estamos hechos el uno para el otro, o de plano no” hace que uno exagere los puntos malos y de desencante rápidamente. De hecho, han visto que la gente que cree más fervientemente en el alma gemela se desencanta más fácilmente. Un defecto significa que esa persona no era la indicada. O que si realmente fueran “el uno para el otro” no debería haber ni una pelea ni diferencias de opiniones.

 

La gente cambia constantemente, así que tú no eres en realidad la persona que eras hace una década o dos. Todo lo que uno vive tiene un efecto (trabajo, viajes, vivir en cierto lugar, enfermedades…) y te va transformando poco a poco. Lo ideal es que la pareja se mueva pareja y hacia el mismo lado, pero igualmente es posible que no. Así que aunque esa persona hubiera realmente sido tu alma gemela justo en el momento en que se conocieron, ya no lo será (o tú no lo serás) al cabo del tiempo. La gente que cree en el alma gemela como tal, entonces se preocupa más por la compatibilidad inicial.

 

El otro problema con la idea del alma gemela es que mucha gente sigue en un estado de alerta. Revisando si la persona con la que están realmente es “la indicada” o si “la indicada” sigue por ahí. O peor, ¡¡se trata de una pareja anterior que ya se casó con otra(o)!! El pasto siempre será más verde del otro lado, nunca se aceptará a la otra persona como permanente (a menos que te siga colmando de halagos y mimos, y francamente eso tampoco es bueno para nadie, uno no puede mejorar si no te mencionan tus defectos y todos tenemos defectos).

 

La estabilidad como pareja a nivel hormonal se logra con la oxitocina. Por lo menos hasta la fecha, es la sustancia que se considera crucial para una relación afectiva o lazos de unión en un grupo. Sirve para unir padres e hijos y también a los padres entre sí, e incluso, te une a tu grupo social. En parejas, en un estudio vieron que si los hombres (en relaciones con mujeres) tomaban oxitocina en spray nasal, mantenían a distancia a mujeres que consideraban atractivas. Por otra parte, se ha visto que los padres que participan activamente en la crianza de sus hijos tienen un nivel de testosterona en sangre menor al de padres que no se involucran mucho o de hombres solteros.

 

A nivel psicológico, gran parte es creer en la estabilidad y el compromiso. Creer que esa persona es con quien vas a estar. Y entonces se puede comenzar a luchar por lograr la felicidad de esa persona y cierra uno mismo la puerta a los demás posibles candidatos o candidatas a pareja (esto además del efecto de la oxitocina del que comenté arriba). La gente que cree en el “crecer juntos” se preocupa por cultivar la relación y buscar compatibilidad a largo plazo (tomar un curso juntos, viajar juntos, volcarse sobre los hijos, etc.). La felicidad y el amor no te encuentran, los cultivas.

Deja un comentario

Archivado bajo Sexualidad

Otros usos de la píldora anticonceptiva

Desde hace un par de años, se ha venido discutiendo mucho en EEUU sobre si las píldoras anticonceptivas deberían ser cubiertas por un seguro médico o no. La idea de las personas que están en contra es de que es dar permiso a las mujeres de ser promiscuas. La idea de los que están a favor es que permite que las mujeres, casadas y solteras, puedan decidir cuándo tener hijos y esto a la vez repercute en bienestar para la sociedad, ya que se previenen embarazos no deseados, embarazos en adolescentes, que son de riesgo más alto que el de mujeres adultas, o embarazos en mujeres que por razones médicas no deben embarazarse, puesto que significa un riesgo muy alto para su salud y/o vida.

 

Pero además de su uso como anticonceptivos, las píldoras se usan para curar varios trastornos ginecológicos, cuando su causa es hormonal o puede aliviarse con la ausencia o regularización del ciclo. Entre esos trastornos y enfermedades están:

 

Síndrome del ovario poliquístico: Se trata de un desequilibrio hormonal que puede ser un factor de riesgo de infertilidad y provoca irregularidades en el ciclo menstrual o su ausencia; acné, incremento en el vello corporal y presencia de otros rasgos masculinos.

Endometriosis: Son crecimientos del endometrio fuera de lugar, ya sea en la cavidad abdominal, ovarios, etc. Estos crecimientos producen mucho dolor durante la menstruación, que además es larga y abundante, y durante las relaciones sexuales. Es una causa frecuente de infertilidad. En varios tratamientos, la píldora se toma diariamente, de manera que la mujer pasa meses o años sin menstruar.

Amenorrea o ausencia de menstruación: Puede haberse producido, por ejemplo, por tener muy bajo peso, ejercitarse en exceso, por haber recibido radiación o quimioterapia. En estos casos no se produce suficiente estrógeno, y las píldoras pueden servir para reemplazar el estrógeno que no está produciendo el cuerpo. También sirve para regularizar los periodos, puesto que si son muy irregulares, no se presentan o son muy seguidos, se produce un desequilibrio hormonal que puede traer otras consecuencias, tal como problemas de calcificación de los huesos por una baja cantidad o ausencia de estrógeno.

Dismenorrea o dolor intenso durante la menstruación: Un dolor muy severo previo o durante la menstruación que puede ser incapacitante.

Periodos menstruales muy abundantes: Puede provocar anemia y afectar significativamente la vida de la mujer.

Síndrome premenstrual: Puede presentarse hasta dos semanas antes del periodo, y produce cambios de humor, dolor, hinchazón, entre otros síntomas.

Otros beneficios de la píldora anticonceptiva: Disminuye el riesgo de cáncer de endometrio, de ovario y quistes en el ovario. La menstruación durante el tiempo que se tomen pastillas anticonceptivas es además más ligera, menos abundante y con menos efectos secundarios, como el dolor.

Deja un comentario

Archivado bajo Anticonceptivos